Menú
Los beneficios de tener un perro en casa cuando tenemos hijos pequeños
Los beneficios de tener un perro en casa cuando tenemos hijos pequeños
MASCOTAS Y PERROS

Los beneficios de tener un perro en casa cuando tenemos hijos pequeños

Tener una mascota en una casa con niños pequeño puede tener muchas ventajas.

 El perro: el compañero de juegos de tu hijo El perro: el compañero de juegos de tu hijo

Quizás hayamos oído muchas veces eso de que el perro es el mejor amigo del hombre. La verdad es que no solamente es un gran amigo, sino un fiel compañero en todas las edades de nuestra vida. Como animal leal, el perro siempre desea complacernos y cumplir fielmente nuestras órdenes. Por eso, cuando tenemos hijos pequeños nuestros perros sienten la necesidad de cuidarlos y quererlos tanto como tu, puesto que son los más preciados nuevos miembros de su camada, tu familia.

La parte positiva de tener perros en casa junto a nuestros hijos

Muchos son los factores positivos que acompañan esta afirmación. Tener un perro es una gran alegría, pero también requiere mucha responsabilidad. Nuestra mascota tiene un horario y debemos cuidarla del mejor modo posible. Así pues, nuestros hijos, desde que son bien pequeños, aprenderán que al perro hay que sacarlo a la calle, alimentarlo y prestarle los cuidados necesarios.

Será el gran amigo de tu hijo
El hecho de tener una responsabilidad con una organización tan marcada ayudará a nuestros hijos a entender que en esta vida hay que ser consecuente y tomar decisiones, ya que si algún día nos olvidamos de sacar al perro puede que este se haga pis en casa. A veces puede que los niños se sientan solos, aunque no sean hijos únicos, un perro puede proporcionarles mucha compañía además de ser un compañero fiel de juegos y travesuras.

Pasando tiempo de diversión con nuestra mascota los niños verán que tienen un fiel compañero en casa, siempre a su lado cuando lo necesitan. Esto les crea un sentimiento de pertinencia al grupo a la vez de sentirse queridos, puesto que los perros siempre están dispuestos a apoyarnos, a su manera, cuando más los necesitamos.

Todos estos factores de diversión, compañía y afecto ayudarán a tus hijos a sentirse más felices en casa. También salir al parque o a dar una vuelta con ellos y el perro les hará sentirse más contentos con su familia. Aunque los hijos suelen sentirse siempre protegidos por los padres, el hecho de que el perro ladre y esté alerta de cualquier peligro les ayudará a sentirse más seguros y protegidos en su hogar. El perro es así compañero de juegos, amigo fiel y el mejor guardián.

El perro ayuda en el desarrollo de nuestro hijoEl perro ayuda en el desarrollo de nuestro hijo

Cómo ayudan a los niños en su desarrollo

El hecho de tener un perro y salir a la calle constantemente con él ayuda altamente en el desarrollo de nuestros hijos. Normalmente la gente suele interaccionar con aquellas personas que pasean a su más querida mascota. Aunque solo crucemos unas pocas palabras relacionadas con el perro, eso ya será suficiente como para establecer un contacto entre un desconocido y nuestros hijos.

Cuando la gente se para por la calle a saludar a un perro normalmente lo hace con una sonrisa y un comentario positivo. Eso alentará a nuestros pequeños a ser más dados a las relaciones sociales y aprendan a interactuar con los demás más fácilmente.

¿Con qué edad se puede tener a un perro en casa?¿Con qué edad se puede tener a un perro en casa?

Cuáles son las edades más adecuadas de los niños para que entre un perro en casa

Si tenemos un perro adulto en casa antes de que nazcan nuestros hijos puede que debamos ponernos más firmes con él. Algunas mascotas que han obtenido mucha atención de sus dueños cuando estos son padres y le prestan más atención a sus hijos se sienten celosos y pueden llegar a tener comportamientos no deseados. El perro estaba antes en nuestra casa y cree que el bebé es el último en la camada. Debemos enseñar al perro que él es el último en la escala familiar y que debe respetar y querer al perro como lo hace con los padres.

Debes elegir al animal correcto para tu hijo
Por eso, debemos prestar atención también al perro e intentar que se sienta integrado en la familia, para que no crezcan en él celos ni otros problemas que pudieran poner en peligro la estabilidad del hogar. Cuando nuestros hijos sean todavía bebés es conveniente que no dejemos al perro acercarse a ellos en exceso y siempre bajo supervisión de los padres. Poco a poco nuestra mascota aprenderá que el niño es muy importante y querido en la casa y que debe tratarlo con mucho amor y respeto.

Es conveniente adoptar al cachorro cuando nuestro hijo tenga una edad en la cual sea consciente de las obligaciones y la educación del perro. Si el cachorro llega a casa cuando nuestros hijos son aún muy pequeños vamos a tener que estar muy pendientes de ambos y darles una buena educación para que los dos crezcan adecuadamente. Como esa es una ardua tarea, lo mejor es criar al cachorro antes de que nazcan nuestros hijos o unos añitos después. Eso también será muy bueno para la educación de nuestros hijos pequeños, quienes entenderán lo importante que es que nuestros perros cumplan las normas y que nosotros seamos responsables para vivir todos felices como una familia unida.

Te puede interesar

Comentarios