Menú
¿Por qué me muerde mi hurón?
¿Por qué me muerde mi hurón?

DIFERENTES FACTORES

¿Por qué me muerde mi hurón?

Descubre las diferentes causas que pueden llevar a tu hurón a morderte, como un simple juego a síntomas de agresividad o enfermedad.

Cada vez hay más gente que tiene como mascota a un hurón. Y es que tenemos que admitirlo: estos tiernos roedores tienen su encanto. Aunque no son tan comunes como mascota como puede serlo un perro o un gato, cada vez los encontramos con más facilidad en los hogares españoles. Un hurón tiene muchas peculiaridades, hay que tener en cuenta que sus características no se parecen en nada a las que tiene un gato, un hámster o cualquier otro mamífero al que estemos acostumbrados. Es por eso que se recomienda investigar de forma activa antes de decidirse a adoptar un hurón, porque luego podríamos encontrarnos con algunas sorpresas que podrían llegar a resultarnos bastante desagradables.

Una de las quejas que con más asiduidad ponen los dueños de hurones es que, cuando lo iban a coger en brazos, su hurón les ha mordido. El hecho de que un hurón pueda llegar a morder no tiene nada que ver, de forma directa, con que el hurón sea más o menos agresivo; hemos de recordar, ante todo, que también hay gatos que tienden a morder cuando están jugando, porque todavía no saben que eso no debe hacerse.

Pueden ser muchas causas la que le lleven a tu hurón a morderte Pueden ser muchas causas la que le lleven a tu hurón a morderte

Antes de correr a devolver al animal, o a buscarle un nuevo dueño, es importante que te plantees realmente qué le ha llevado a morder. Tu mascota puede haberse encontrado incómoda, nerviosa, puede haber tenido miedo... ¡O puede haber creído que sencillamente estabas jugando! Vamos a analizar ahora por qué un hurón puede llegar a morder, y cómo podemos evitar que esto suceda a largo plazo y acabe haciéndonos daño.

Todos los animales pueden llegar a morder

Lo primero que tienes que saber es que todos los animales que tengan dientes, absolutamente todos, pueden llegar a morder. Por muy tierna y dulce que pueda ser tu mascota, sus dientes son un arma de defensa en momentos de tensión. Es algo innato, que les saldrá solo si tienen miedo; si se sienten atacados, o si se sienten inseguros, o si sencillamente aún no tienen confianza contigo, podrían llegarte a morder. Eso no significa que debas consentirlo, pero sí comprenderlo; en lugar de reñirle, puedes sencillamente retirarte y hacerle ver de esa forma que no estabas jugando, y que lo que ha hecho no está bien.

Una de las causas de que te muerda tu hurón es que esté jugando contigo Una de las causas de que te muerda tu hurón es que esté jugando contigo

Un hurón joven puede llegar a morder sencillamente por estar jugando, sobre todo si estamos hablando de un hurón que tenga menos de un año de edad. A esa edad, no son conscientes de que morder no es algo positivo, de que es un juego que puede hacerle daño a la otra persona, y por eso lo hacen. Un hurón adulto sí que será consciente de esto, y es más probable que deje de morder. Si tu hurón es adulto, y nunca ha sido mordedor, plantéate el llevarle al veterinario porque podría ser que esta "agresividad" tenga algo que ver con una dolencia física. Nadie mejor que un especialista para analizar si a tu mascota le pasa algo.

Junto a todos estos factores, debes ser consciente de la historia de tu hurón. Por ejemplo: ¿con qué edad comenzó a rodearse de personas? ¿Sabes si ha sido maltratado en algún momento? ¿Es un hurón con un carácter tímido, o que suele rehuir a los seres humanos? Para que tu mascota sea plenamente feliz, es importante que tú conozcas la máxima cantidad de detalles posible sobre ella, porque solo así serás capaz de darle la atención personalizada que merece. Si tu hurón, por ejemplo, sufrió maltrato cuando era niño, o pasó sus primeros años solo con hurones, le costará mucho trabajo comenzar a socializar con personas y podría acabar siendo problemático.

Conoce bien el carácter de tu hurón para saber cómo tratarlo Conoce bien el carácter de tu hurón para saber cómo tratarlo

Algo que la gente no suele tener en cuenta es que si acabas de comer y juegas con el hurón usando tus manos, este detectará el olor a comida... ¡Y querrá probar suerte! Por eso es importante que sepas bien en qué momento ha mordido tu hurón, para que sepas si podrías haber comido justo antes pollo o algún otro tipo de carne, y por eso ha intentado morderte.

Cuidado: puede ser síntoma de una enfermedad

Un hurón no tiene forma de comunicarse con nosotros para hacernos saber que algo le duele, o que algo le está causando una molestia. Si tiene un malestar grande, por ejemplo, puede llegar a buscar otros métodos para manifestarlo y acabar mordiendo a sus compañeros humanos si estos les hacen sentir incómodos. Por eso es importante que analices la situación, que sepas las causas por las que ha mordido; solo cuando descartes una enfermedad, o cualquiera de las causas que te hemos señalado anteriormente, podrás comenzar a plantearte que tu hurón sea realmente una mascota agresiva. Porque, por regla general, esa no suele ser la respuesta correcta.

La mejor opción es acudir al veterinario para que te ayude a saber qué le ocurre a tu mascotaLa mejor opción es acudir al veterinario para que te ayude a saber qué le ocurre a tu mascota

Sea lo que sea lo que empuje a tu hurón a morder, lo mejor sería siempre que lo llevaras a un veterinario. No solo para que descartara causas de salud, sino también para que te explique cómo puedes cambiar la situación. Probablemente tengas que tener bajo supervisión a tu hurón cuando le dejes con otras mascotas, o con niños, ¡pero será solo un tiempo! Estamos hablando de algo que puede cambiarse, puesto que los hurones, como cualquier otra mascota, son muy receptivos a comprender las órdenes que les dan los seres humanos.

La clave es que tú seas capaz de comprender a tu mascota, sus sentimientos y sus comportamientos. Es recomendable que antes siquiera de plantearte tener un hurón, te plantees si serías capaz de darle todo lo que necesita, de aportarle un hogar y unos cuidados básicos que le hagan ser feliz y encontrarse cómodo. Para ello, deberás conocer sus pautas de comportamiento, de alimentación y de juego, para no confundir, por ejemplo, el mordisco de un hurón cachorro que solo quiere jugar con la agresividad de un adulto que padece algún tipo de enfermedad. Los veterinarios especializados serán los que mejor te guíen durante todo el proceso, así que no dudes en ningún momento en acudir a uno para que te ayude a mejorar la calidad de vida de tu hurón.

Te puede interesar