Menú
Razas de perros peligrosos
Razas de perros peligrosos

PREVISIÓN

Razas de perros peligrosos

La educación y disciplina condicionan la conducta de los perros pero determinadas razas son más proclives a la respuesta agresiva.

El Aki¡ta Uno está considerado 'raza peligrosa'El Aki¡ta Uno está considerado 'raza peligrosa'

El perro es el mejor amigo del hombre. Sin embargo, si su dueño no lo educa adecuadamente, éste puede llegar a convertirse en un animal peligroso. Además del entrenamiento, también hay que tener en cuenta que algunas razas de perro son consideradas como peligrosas, ya que estadísticamente son las que más veces han ocasionado altercados o, incluso, muertes.

Debemos tener en cuenta cuáles son estas razas de perros peligrosos y educar a nuestra mascota de la mejor manera posible para que no llegue a lastimar nunca a otro animal o a ningún ser humano.

Razas de perros peligrosos

La lista de perros peligrosos puede variar según el país donde nos encontremos. A continuación tenemos una lista de los perros peligrosos que más comúnmente se encuentran en esta lista. No obstante, toda mascota malcriada, independientemente de la raza que sea, puede llegar hacer daño al prójimo.

El primero en la lista en casi todos los países es el Pit Bull, una raza originaria de los Estados Unidos ideada para ser utilizada para las peleas de canes. Su gran tamaño, cuerpo corpulento y enorme mandíbula le hacen un gran asesino. Por eso es normal que mucha gente tenga miedo a esta raza que, además, ha salido muchas veces en los medios de comunicación por terribles altercados con adultos y niños.

La educación, el factor más determinante
El Rottwailer es un perro que puede llegar a ser muy grande, más alto que el Pit Bull, pero menos corpulento. Como se le ha utilizado como perro guardián durante muchos años tiene fama de ser agresivo y territorial. Sin embargo, se ha demostrado en muchos casos que con una buena educación puede llegar a ser manso y respetuoso con los seres humanos y otros animales.

Bullmastif es un perro también de grandes dimensiones con la nariz chata y una gran mandíbula. También se ha utilizado muchas veces como perro guardián y su cara de pocos amigos tampoco no le ayuda a tener una mejor imagen. Por la grandeza de su mandíbula un solo bocado sería suficiente para herir de gravedad a cualquier ser vivo.

El Dogo Argentino es un perro mucho más grande que los nombrados anteriormente. Puede llegar a pesar hasta 50 kilos y sobre sus dos patas traseras es más alto que muchas mujeres de estatura media. Esta raza se utilizó antiguamente también en peleas y su grandeza lo hace altamente peligroso si no está perfectamente educado.

Por último, el Akita Inu es un perro que tiene sus orígenes en tierras japonesas. Esta raza es muy obediente a su dueño, pero desconfía en gran medida de todo extraño. Eso lo hace perfecto para ser un perro guardián. Sin embargo, no es nada sumiso. Por lo tanto, es altamente independiente y puede llegar a ser una mascota peligrosa porque decide no cumplir las órdenes de los humanos e, incluso, de su propio dueño, si no está muy bien enseñado.

El Pitbull y su corpulento cuerpo está considerado peligroso en casi todos los paísesEl Pitbull y su corpulento cuerpo está considerado peligroso en casi todos los países

Razón de su peligrosidad

La mayoría de los perros peligrosos tienen orígenes bien de peleas de canes o de protección para los humanos. Sus proporciones grandes y con una fuerte musculatura los hace, a veces, incapaces de controlar su fuerza contra niños y otros animales.

Que un perro sea peligroso depende solamente de su dueño. No obstante, mientras más grande sea la mascota, más peligro tenemos que pueda dañar a alguien por su peso o por la grandeza de su mandíbula, diseñada en algunas razas para matar.

Con motivo de las peleas de perro se mezclaron razas peligrosas de canes para crear a un perro más fuerte y peligroso. Aunque el can solamente se comporta de este modo asesino si ha sido entrenado para ello, una falta de educación le puede llevar a actuar del modo en el que su naturaleza le indica y crear una situación fatídica.

Soluciones a la peligrosidad de los canes para la convivencia

En casi todos los casos, los motivos por los cuales un perro se vuelve peligroso son porque el dueño lo ha educado bien para herir a los otros o no le ha prestado la atención suficiente en su educación. También debemos tener en cuenta a la hora de comprar un perro si este se adapta a nuestra actividad física, tiempo el cual le podemos dedicar y el espacio donde vivimos.

Si habitamos en un piso pequeño no debemos comprar un perro de raza grande y muy activo, ya que tanta inactividad puede hacerle llegar a tener acciones totalmente inesperadas y dañinas tanto para su salud como para la nuestra.

El Bullmastif puede causar graves heridas sólo con un mordiscoEl Bullmastif puede causar graves heridas sólo con un mordisco

Si decidimos comprar un perro de una raza de las mencionadas como peligrosas deberemos cumplir los siguientes requisitos: haber tenido un perro antes y haberlo educado adecuadamente, tener el tiempo y las ganas necesarias para educar a un perro considerado peligroso y ser totalmente responsables de nuestros y actos y de los de nuestro perro, ya que si un perro no está mentalmente sano o ya ha herido a alguien con anterioridad es nuestra responsabilidad hacernos cargo de él o sacrificarlo si es necesario.

Finalmente, cuando pasees a tu perro de una raza peligrosa hazlo siempre con correa, como indica la ley, y además ponle un bozal. No tiene porqué ser incómodo para él en absoluto y esto os ahorrará un posible disgusto, porque si tu animal hace daño a alguien la normativa puede pedirte que sea sacrificado y no hay nada que le duela más al dueño del animal que tener que separarse de él porque ha herido o matado a alguien.

Te puede interesar