Menú
Mau Egipcio: Todo sobre esta raza de felino
Mau Egipcio: Todo sobre esta raza de felino

ELEGANTE Y MOTEADO

Mau Egipcio: Todo sobre esta raza de felino

Los gatos Mau Egipcios provienen de la civilización egipcia de la época de Cleopatra y se caracteriza por por su elegancia, sus motas redondas y oscuras sobre su pelaje claro , su musculatura y sus orejas puntiagudas.

El Mau Egipcio es un gato moteado de tamaño mediano que procede, como su propio nombre indica, de Egipto. En Bekia Mascotas te contamos toda las particularidades de este gato para que conozcas todo lo relacionado con la procedencia, el aspecto y las características físicas, el carácter y comportamiento así como los cuidados específicos y las cuestiones sobre la salud de este felino doméstico, por si tienes o quieres tener un gato de la raza Mau Egipcio como mascota.

El origen de la raza felina Mau Egipcio

Como su propio nombre indica, la procedencia de este felino está ligada a la antigua civilización egipcia, el imperio de los faraones, donde el gato era considerado un ser divino al que consideraban sagrado y veneraban, tal y como se traduce de su gran representación en innumerables jeroglíficos y demás muestras de arte egipcio.

'Mau' en egipcio significa gato y se dice que esta raza era la preferida de la diosa Cleopatra'Mau' en egipcio significa gato y se dice que esta raza era la preferida de la diosa Cleopatra

La palabra 'mau' también es egipcia y significa gato. El Mau Egipcio encuentra sus ancestros en el gato salvaje africano y el gato sagrado de Egipto, por lo que es una de las raza de gatos más antiguas que existen, con antepasados de hace más de cuatro mil años. Según cuenta la leyenda, la reina Cleopatra siempre iba acompañada por un ejemplar de esta raza felina que fue creada y seleccionada para explotar toda su belleza.

Tras ser olvidado durante siglos, la raza Mau Egipcio llegó a Europa en los años 50 de la mano de la princesa rusa Natalia Troubetzkoi, quien, utilizando los canales diplomáticos durante su exilio, llevó una pareja de esta raza desde El Cairo hasta Roma, donde la acogida fue tal que fue en Italia donde se comenzó a trabajar en la cría y el desarrollo de la raza felina.

Así, a finales de esa misma década la raza se declaró oficialmente. En la capital italiana tuvo lugar la primera presentación de un Mau Egipcio a un concurso de gatos en 1955. Un año después, la princesa se trasladó con sus ejemplares hasta Estados Unidos, donde la raza no sería reconocida de manera oficial hasta el año 1968. En la actualidad, el Mau Egipcio está reconocido en la mayor parte de asociaciones felinas.

Características físicas y apariencia del gato Mau Egipcio

El gato Mau Egipcio es un felino mediano que destaca por su gran elegancia y por las motas redondas y oscuras sobre su manto claro. El Mau Egipcio tiene un cuerpo parecido al del gato Abisinio, siendo más musculoso y alargado el de esta raza, que es de estatura mediana.

Otra de las particularidades físicas del gato Mau Egipcio son sus delicadas extremidades, destacando su patas traseras, que son más largas y finas que las delanteras. Su cabeza es cuneiforme y algo redondeada, con la nariz ancha y larga y un ligero stop. Las orejas del gato son medianas, están bien separadas y son algo puntiagudas.

Los ojos del Mau Egipcio son grandes, oblicuos y rasgados que se curvan ligeramente hacia arriba, dándole un aspecto de forma almendrada. El color de sus ojos suele ser en distintas tonalidades de verde claro y ámbar, mientras que su cola es larga, gruesa en la base y se afina en la punta.

Respecto a su pelaje, el Mau Egipcio es un gato de pelo corto, suave, fino, brillante y resistente. En cuanto a los colores su manto, podemos encontrar cuatro variedades del Mau Egipcio:bronce con manchas marrones, smoke con manchas negras, amarillo con manchas grises o marrones y silver con manchas grises, todas ellas atigradas ya que esta raza presenta naturalmente tiene una capa spotted tabby con rayas en los points.

Los gatos 'Mau' se carcaterizan por tener en su pelaje una serie de manchas redondasLos gatos 'Mau' se carcaterizan por tener en su pelaje una serie de manchas redondas

Carácter y comportamiento del gato Mau Egipcio

Aunque depende del carácter concreto de cada ejemplar, por lo general, el Mau Egipcio es un gato muy independiente e individualista, así como bastante reservado con los desconocidos, con quienes puede mostrar indiferencia. Sin embargo, se trata de una perfecta mascota doméstica porque se adapta muy bien a la convivencia y a la vida en el interior de una casa. Además, cuando coge confianza, llega a ser un felino muy afectuoso con sus dueños.Por ello, es importante acostumbrarle a las personas para que socialice más.

Existe otro rasgo de su temperamento que hay que tener en cuenta ya que, a pesar de su independencia, el Mau Egipcio es un gato posesivo que reclamará caricias, más comida, juguetes y, en definitiva, que se le preste atención. Por otra parte, aunque son animales pacíficos y tranquilos, también este felino también es un buen cazador, por lo que habrá que prestar atención si se tiene otras mascotas en casa, especialmente si son pájaros, conejos o hámsters, por lo que es recomendable que tenga alguna escapada al exterior.

Cuidado específico y salud de los gatos Mau Egipcio

El Mau Egipcio no es un gato que requiera de unos cuidados demasiado meticulosos, más allá de cepillar su pelaje dos o tres veces a la semana para conservar el brillo natural de su sedoso manto, así como bañarlo esporádicamente. Alimentar al felino con comida de gama alta también contribuirá a que su pelo se mantenga tan brillante. Por lo demás, solo necesita las atenciones de cualquier gato doméstico: cuidado de las uñas y de los ojos, además de sus revisiones periódicas con el veterinario.

Esta raza de gatos puede llegar a vivir hasta 18 años Esta raza de gatos puede llegar a vivir hasta 18 años

Respecto a su salud, aunque no se le atribuyen enfermedades específicas de la raza, lo cierto es que el Mau Egipcio es un gato algo frágil que tiene sensibilidad a las bajas temperaturas. Al no aceptar bien los cambios climáticos bruscos, habrá que intentar mantener una temperatura estable dentro de casa para que el animal no sufra.

Esta gran sensibilidad del gato también hace que haya que vigilar el tema de los medicamentos y la anestesia. Entre las afecciones que suelen sufrir los gatos de esta raza están la obesidad, por lo que habrá que controlar regularmente su dieta y su ejercicio; o el asma felina. El gato Mau Egipcio tiene una esperanza media de vida que va de los 15 a los 18 años.

Te puede interesar