Menú
Cómo acercarse y cómo tratar a un perro desconocido
Cómo acercarse y cómo tratar a un perro desconocido

SIGUE LAS PAUTAS

Cómo acercarse y cómo tratar a un perro desconocido

Cuando se quiere tocar un perro primero hay que preguntar al dueño y si la respuesta es afirmativa, poco a poco teniendo en cuenta los siguientes aspectos hacercarse al animal.

Hay que tener cuidado cuando vemos un perro desconocido porque no sabemos como va a reaccionar. Es normal que por instinto aquellos amantes de los animales cuando vean un perro se acerquen a ellos a tocarles, acariciarles, pero ese es un grave error, pues nunca se sabe como puede llegar a reaccionar un perro, ya que cada uno tiene su propia personalidad y pueden ser confiables como que no lo pueden ser.

Normalmente los perros son algo desconfiados aunque eso también varía en función de la raza, por ejemplo los Carlinos son perros de lo más sociables y cariñosos a diferencia de la raza Shiba Inu, que son totalmente asociables con personas que no conocen. Por lo tanto, cuando se quiera tratar con un perro, acariciarle y jugar con el hay que esperar a ver su reacción.

Es recomendable educar al perro desde que es cachorro para que sea más sociableEs recomendable educar al perro desde que es cachorro para que sea más sociable

Si su reacción no muestra ningún tipo de signo corporal es mejor alejarse y retroceder e intentar el contacto unos minutos después. Hay que tener en cuenta que cuando un perro se encuentra feliz y amigable mueve la cola que es una señal de alegría y de que quiere acercarse y jugar, de lo contrario si la cola no la mueve puede ser un signo de que no se fia del entorno en el que se encuentra en ese momento.

Consejos para quienes quieran adoptar un perro

En este punto se tratará de educar al perro desde que es un cachorro (independientemente de que las personas ajenas al animal deban tener precaución y respetarlo). Se le debe educar desde que es cachorro para que cuando sea mayor sea algo más confiado y se pueda pasear con el tranquilamente, ya que hay muchos casos en el que los perros no se fían y van ladrando a todo el que pasa por su lado, y es incómodo tanto para los dueños como para la gente que pasa por su lado.

Es decir, desde que son cachorros comienzan a andar y hacer travesuras deben estar en contacto continuo con niños, otros animales y personas desconocidas para que el proceso de adaptación sea mucho más sencillo y los resultados sean óptimos. Aunque al perro se le eduque desde que es pequeño hay que tener en cuenta los tips mencionados a continuación para así evitar cualquier disgusto y hacer que el animal se sienta lo más cómodo posible ante la presencia de cualquier extraño.

Tips a tener en cuenta con perros desconocidos

Antes de acercarte a un perro desconocido se deben tener en cuenta los siguientes aspectos:

  1. El lenguaje corporal del perro. Bien, este es un punto muy a tener en cuenta pues de ahí podemos determinar con casi toda precisión como actuará aunque tampoco podemos fiarnos. Para ello hay que fijarse en:
    • Los ladridos y gruñidos.
    • Que muestre los dientes.
    • Cola erguida o hacia abajo.
    • Pelaje erizado.
    • Postura en tensión.
    • Patas rígidas.

    Antes de acercarte a un perro observa su lenguaje corporalAntes de acercarte a un perro observa su lenguaje corporal

  2. Dejar que te huela poco a poco. Debe ser el perro quien tome la iniciativa, de lo contrario se puede poner nervioso y optar por tener una actitud más agresiva y desconfiada.

Cómo acercarte a un perro desconocido

Una vez se ha visto la actitud del animal es hora de poder entablar una relación con el perro, y para ello hay que tener en cuenta los siguientes consejos:

  • No hablar fuerte al perro, siempre con un tono calmado y cariñoso.
  • No realizar movimientos bruscos
  • Evitar acorralarle, suele sentirse indefenso y puede atacar.
  • El contacto visual no debe ser prolongado, el perro lo puede ver como un desafío.
  • Acercar la mano lentamente para que huela y que vea las buenas intenciones.
  • Acariciarlo con suavidad.
  • Ponerse de cuclillas, ya que así es una forma de ponerse al mismo nivel que ellos.
  • No invadir su espacio personal, hay que mantener las distancias.
  • Es útil mostrar las manos abiertas como símbolo de sumisión y de que no tenemos nada.
  • Nunca fuerces a un perro a tocarlo.
  • Presta atención si el perro esconde la cola, ladra o enseña los dientesNo te acerques al perro si esconde la cola, ladra o enseña los dientes

  • Te debe oler tranquilamente, que se tome su tiempo.
  • Nunca le abraces ni le des besos porque al hacer eso ellos no pueden moverse y se ponen nerviosos.
  • Siempre dedicarles palabras amables en un todo con suavidad y agudo, ellos lo identifican como positivo y puede que se dejen tocar.

No te acerques a un perro en estos casos

A pesar de la ternura que puedan mostrar, nunca se ha de tocar o acercar a un perro cuando:

  • Se encuentra encadenado o atado.
  • Encerrado en una jaula.
  • Tras una reja.
  • Dentro de un coche.
  • Cuando esté dormido y note tu presencia.
  • Enfermo.
  • Con cachorros.
  • Cuando está comiendo, se vuelven territoriales y agresivos.

Cuando el perro se encuentra en alguna de estas situaciones, es mejor alejarse porque la probabilidad de que se vuelva agresivo o quiera morder aumentan considerablemente. Hay que ser precavidos, pues son animales, pero sienten y también tienen miedo o se pueden sentir amenazados como una personas. Hay que darles su tiempo y respetarles de la misma manera.

Te puede interesar