Menú
Los sentidos de los perros
Los sentidos de los perros

CONÓCELES MEJOR

Los sentidos de los perros

Aunque los perros tienen los mismos sentidos que los seres humanos, ni funcionan ni se desarrollan de la misma manera que lo hacen en las personas.

Desde que nacen, los perros están en constante aprendizaje para poder entender al resto de seres vivos que están en su entorno. Al contrario que las personas, ellos no necesitan de las palabras para poder comunicarse, son capaces de manejar a la perfección los recursos de los que disponen para informarse e informar de lo que necesitan. Los cachorros aprenden de forma muy temprana a utilizar sus cinco sentidos para realizar señales a sus dueños o al resto de seres vivos.

Los perros no reconocen a las personas a través de la vistaLos perros no reconocen a las personas a través de la vista

El sentido de la vista en los perros

Hasta aproximadamente el primer mes de vida, los perros son incapaces de guiarse exclusivamente por la vista, tan solo funcionan con el tacto, gusto y olfato. Los sentidos de la vista y el olfato comienzan a desarrollarlos más tarde, concretamente entre diez y quince días después, y hasta pasado los veinticinco no son capaces de orientarse o reconocer figuras y objetos. A partir de las sexta semana cuando la retina funciona de manera correcta es cuando alcanzan una visión definitiva y la percepción visual se ha desarrollado perfectamente.

Los perros tienen una visión periférica superior a la de los humanosLos perros tienen una visión periférica superior a la de los humanos

El sentido del olfato en los perros

El olfato es el sentido estrella de esta mascota. Es el que más desarrollado tienen, ya que nada más nacer, el olfato es el que les proporciona la ayuda necesaria para encontrar a su madre. Los perros pueden oler una gran variedad de olores y distinguirlos a la perfección. Tienen un órgano llamado Jacobson, que les permite extraer olores del aire o de sustancias ingeridas. Los perros utilizan este sentido como carta de presentación, puesto que el olor les sirve para identificarse ante otros perros, en él queda constancia de muchos datos como su edad o raza.

De hecho, este sentido está tan desarrollado que recientemente se han realizado estudios con un gran éxito en los que se utiliza el olfato de perros adiestrados para poder detectar enfermedades como el cáncer de próstata.

Las almohadillas de los perros no les permiten recabar información muy precisa sobre el tactoLas almohadillas de los perros no les permiten recabar información muy precisa sobre el tacto

Es el sentido que menos desarrollado tienen los perros. ¿La razón? El tejido que se encuentra en sus almohadillas plantares no les permite recolectar la información necesaria y la que recogen no es muy precisa. Esta mascota puede percibir sensaciones como el frío o el dolor y tiene unos pelos sensoriales situados sobre los ojos, labios y mandíbula que les sirven para poder orientarse en la oscuridad. Para que un perro pueda identificar una sensación como algo gustosa o desagradable, dependerá mucho de cada raza.

El sentido del gusto en los perros

Este sentido tampoco es de los más desarrollados por ellos y tampoco se tiene demasiada información sobre él en perros. De lo poco que se sabe es que los perros no tienen el gusto muy explorado y que el factor que les produce disfrutar con la comida es realmente el olfato. Es cierto que pueden detectar e identificar sabores y saber distinguir entre si algo es dulce o salado, pero no de una manera tan específica como nosotros.

El sentido del oído en los perros

El oído en un cachorro comienza a funcionar a partir de los quince días desde su nacimiento, y se considera el segundo sentido más desarrollado después del olfato. Los perros tienen una gran capacidad para detectar sonidos, gracias a los pabellones auriculares tan grandes que poseen. De hecho, pueden escuchar sonidos muy lejanos y débiles con gran facilidad. Tiene un oído más sensible que el de los humanos, ya que perciben 60.000 Hz frente a los 20.000 Hz que podemos nosotros.

El oído de los perros es más sensible que el de los humanosEl oído de los perros es más sensible que el de los humanos
Te puede interesar