Menú
Cómo debe ser la jaula de una ardilla
Cómo debe ser la jaula de una ardilla

CUIDADOS

Cómo debe ser la jaula de una ardilla

Te explicamos todo lo que necesitas saber sobre los cuidados que necesitas si tienes una ardilla como mascota.

Cuando deseamos adquirir o adoptar una mascota son muchos los factores que debemos tener en cuenta. Recuerda que deberás considerar la cantidad de tiempo que podrás dedicarle, si podrás proporcionarle las condiciones necesarias para que pueda vivir bien, es decir, un lugar adecuado en el hogar con las condiciones climatológicas adecuadas y donde se sienta cómodo, proporcionándole las mejores cualidades para que goce de una buena salud, tenga una excelente alimentación y cuidados y se sienta feliz a tu lado, como un miembro más de la familia.

Por eso, si la mascota que tenéis en mente es una ardilla deberás conocer mejor a este animal, con tal de poder adquirir la jaula adecuada según sus necesidades, donde pasará la mayor parte del tiempo, como también la comida adecuada para esta mascota y los complementos idóneos para que se sienta lo mejor posible en tu hogar, aunque su ámbito natural sea en libertad, en el aire libre, a diferencia de otras mascotas que sí están acostumbradas a convivir con los seres humanos con más frecuencia, como lo podrían ser los perros y los gatos.

Debes de conocer bien al animal para adquirir la jaulaDebes de conocer bien al animal para adquirir la jaula

La jaula ideal para una ardilla

Lo más probable es que adquieras la jaula el mismo día que compres también la ardilla. Por eso, podrás aprovechar esta oportunidad para consultar con el profesional de la tienda de animales o el veterinario cuál es la jaula más adecuada para tu mascota. Recuerda que no todas las jaulas para animales o, específicamente, para roedores son iguales. Los complementos que tendrá una jaula para hámsteres, por ejemplo, no serán los mismos que precisarán otros animales, como la ardilla en este caso en concreto.

Las ardillas son animales a los que les encanta trepar. En libertad saltan de árbol en árbol y se pasean entre los arbustos. No solamente crean sus nidos en las alturas para protegerse de ser cazadas por otros animales, como los felinos, zorros o incluso algunos pájaros, sino que también suelen conseguir su alimento en las alturas, siendo en las copas de algunos árboles, como los pinos, donde encuentren su fuente de alimento. Así pues, como seguramente te indique el profesional de la salud animal o el especialista de la tienda, las ardillas se alimentarán a base de frutos secos, semillas y otras frutas, que deberás proporcionarle adecuadamente en su jaula, con tal de que pueda gozar de la mejor salud y se encuentre feliz.

Hacen los nidos en las ramas de los árboles Hacen los nidos en las ramas de los árboles

Como son animales a los cuales les gusta trepar, lo primero que deberás tener en cuenta a la hora de adquirir una jaula para esta mascota será que tenga espacio suficiente como para que pueda realizar esta acción. Además, podrás adquirir diversos complementos con tal de que pueda trepar más y se sienta a gusto al hacerlo. Quizás esto implique que la jaula sea más grande de lo que imaginabas, por lo que deberás tener siempre presente en qué lugar de la casa la vais a colocar. Recuerda que debe ser un sitio donde las condiciones climatológicas sean las ideales para este animal, es decir, que no corra demasiado el aire haciendo que pueda pasar un frío excesivo, pero tampoco que llegue a temperaturas muy altas, ya que podría peligrar su vida por un golpe de calor. Ten presente que tampoco es una mascota muy acostumbrada a los ruidos fuertes y estridentes, por lo que debería encontrarse en una zona tranquila del hogar. Son animales muy movidos y nerviosos, por lo que un exceso de estímulos externos podría estresarlos todavía más y hacer que no se encontrasen del todo bien en casa, independientemente de si la jaula está correctamente equipada o no.

Son muy sensibles a los sonidos fuertes y estridentesSon muy sensibles a los sonidos fuertes y estridentes

Recrear su hábitat natural

Para que la ardilla se sienta a gusto en la jaula deberás intentar recrear su hábitat natural en la misma, en la medida de lo posible. Para ello deberás conseguir la arena o pequeñas astillas de madera que deberás colocar en la base. En las tiendas de animales las venden en grandes bolsas, puesto que deberás cambiar este material a diario, porque la ardilla tirará posiblemente las cáscaras vacías de la comida en él, además de sus necesidades, que hará en el mismo lugar.

Puedes añadir también troncos y plantas para recrear el ambiente de naturaleza en el cual vive este animal en libertad. Existen plantas y materiales concretos con el cual la ardilla suele hacer su nido, para dormir cómodamente, protegida del frío o del calor y donde se siente segura. Pregunta al profesional de la tienda de animales qué materiales o que tipo de nidos artificiales serán los más adecuados para colocar en tu jaula, haciendo que tu ardilla se encuentre a gusto como merece.

Hay que intentar recrear el hábitat natural con troncos y plantasHay que intentar recrear el hábitat natural con troncos y plantas

Finalmente, deberás habilitar una zona donde colocar el comedero y el bebedero. Intenta que la jaula sea lo suficientemente grande para que pueda hacer sus necesidades lejos de los mismos y también tenga espacio como para añadir algún que otro juguete. Una rueda como la de los hámsteres puede que sea también una buena opción para complementar la jaula de tu ardilla, ya que así podrá hacer ejercicio y descargar los nervios que puede acumular este animal tan movido cuando no se encuentra en libertad.

Te puede interesar