Menú
¿Qué debemos saber antes de comprar un reptil?
¿Qué debemos saber antes de comprar un reptil?

CONSEJOS PARA SU COMPRA

¿Qué debemos saber antes de comprar un reptil?

Todos los consejos y pautas que debes seguir a la hora de adquirir un reptil como mascota doméstica.

Cuando una persona quiere tener una mascota, tiene una gran cantidad de animales entre los que puede escoger para poder dar con el idóneo. Puede decantarse por un perro, un gato, peces... ¿y un reptil? ¿Por qué no? Aunque visualmente no suelen ser la opción más demandada, pueden llegar a ser una gran compañía al igual que cualquier otro tipo de mascota. Dales una opción, aunque eso sí, deberás tener en cuenta algunas cosas antes para saber cómo adaptarte a tener un reptil en casa. Algunos detalles como su compra o adquisición, el gasto que suponen, el tipo de alimentación que tienen o el terrario en el que viven es importante tenerlo claro antes de hacerse con uno.

Adquisición de un reptil

Normalmente, para tener un reptil, ya sea regalado o adquirido por uno mismo, será necesario acudir a una tienda para realizar la compra . Hay muchas opciones para hacerse con un reptil, pero aun así habrá que tener en cuenta algunos detalles antes de su adquisición.

En primer lugar hay que ir a una tienda especializada en reptilesEn primer lugar hay que ir a una tienda especializada en reptiles

En primer lugar, será necesario acudir a una tienda donde realmente tengan conocimientos sobre reptiles para que nos puedan asesorar. En muchas tiendas, aunque los vendan, es posible que los dependientes no tenga los conocimientos necesarios que se necesitan, sobre todo, si se trata de la primera vez que se tiene un reptil.

Otra opción son las ferias de reptiles. En éstas sí que se dan cita personas que están especializadas en este tipo de animales. El mayor problema que puede surgir es que, debido a la afluencia de gente, el dueño de cada stand no pueda dedicarte el tiempo que necesitas para poder tener todos los datos necesarios para comprar el reptil que más se adecua a lo que estás buscando.

Por último, hay que tener cuidado con aquellas personas que vender reptiles a nivel particular. Puede darse el caso de que se trate de animales que estén sacados de su hábitat natural y no tengan muchas probabilidades de sobrevivir. Tienes que desconfiar, sobre todo, de los vendedores extranjeros, ya que es muy probable que te vendan un animal que no se encuentre en perfectas condiciones de salud o que haya sido criado para vivir en un terrario.

Hay que conocer bien la alimentación de estos animalesHay que conocer bien la alimentación de estos animales
 

Alimentación de un reptil

Antes de pensar en la alimentación de nuestra mascota, será necesario informarse al respecto. Los reptiles pueden ser carnívoros, herbívoros y omnívoros, siendo estos últimos los menos numerosos. Por ello, deberemos hacernos con la alimentación que cada una de las especies necesita para acertar con ésta, aunque a veces pueda suponer un gasto adicional.

En el caso de los carnívoros, nos podemos encontrar a reptiles que se alimentan de otras especies como pequeñas aves, otros reptiles o peces. En este caso, los animales que se coman han de estar vivos, ya que si se compran congelados, no tendrán los mismos nutrientes. Además, es posible que haya reptiles que disfruten atrapando a su presa viva antes de comerla en el terrario. En este grupo, también habría que incluir a aquellos que se alimentan de insectos. En este caso, la alimentación puede no suponer un gran gasto si es el propio dueño el que le consigue los insectos. Este grupo lo formarían la mayor parte de los reptiles.

Los herbívoros son aquellos que se alimentan de pequeñas hojas o plantas aunque, para que tengan una alimentación lo más completa posible, sería recomendable incluir trozos de fruta. Además, para que tengan una dieta equilibrada, en las tiendas de animales venden bolsas de pienso que puede ayudar a que no les falte ningún tipo de nutriente en su alimentación.

Hay que adaptar bien el lugar donde vivirá nuestra mascotaHay que adaptar bien el lugar donde vivirá nuestra mascota

Es muy importante que, independientemente del tipo de alimentación que tenga cada reptil, el terrario siempre esté bien provisto de agua. Al igual que pasa con cualquier ser vivo, a hidratación tiene gran importancia a la hora de buscar que el organismo de estos funcione de manera óptima. También es importante cambiarla de un día para otro para evitar que se puedan acumular impurezas en ella.

¿Dónde vive un reptil?

Para tener un reptil en nuestra casa como mascota, será necesaria la adquisición de un terrario donde se le pueda crear un hábitat en el que viva de la manera más confortable posible. Antes de nada, deberemos de tener en cuenta el tamaño de nuestra mascota, ya que de éste dependerán las dimensiones de nuestro terrario. Por otra parte, es importante que tenga una buena ventilación y que, además, se pueda controlar la humedad. Aparte de la necesidad de tener un aire reciclado constantemente, es importante saber que cada reptil requiere de una temperatura determinada. Ésta ha de ser regulada dependiendo del tiempo que haga fuera, del periodo del día en el que se esté o por el momento del año.

Por otra parte, tenemos el propio acondicionamiento del terrario. Éste debe estar acondicionado de todo lo que necesita nuestra mascota para vivir. Por lo tanto, deberá tener un apartado acondicionado para tener su agua y su comida. Además, dependiendo de la especie, se podrá hacer un intento de recreación de su hábitat natural, salvando las distancias, claro. Esto puede suponer un gasto adicional, pero puede hacer que nuestro reptil viva mucho más feliz y descanse en mejores condiciones.

Te puede interesar