Menú
Mi perro no quiere comer pienso: ¿Qué hago?
Mi perro no quiere comer pienso: ¿Qué hago?

ALIMENTOS

Mi perro no quiere comer pienso: ¿Qué hago?

Si se consigue hallar la causa por la que el perro no come pienso, será fundamental para tomar las medidas adecuadas en su alimentación.

Muchos dueños comentan que no consiguen que su perro coma pienso, asegurando que se lo intentan dar de todas las maneras posibles y que aún así el animal prefiere no comer antes que ingerir el pienso seco. Por lo general, esto no suele ser radical, ya que los dueños motivados por el amor hacia su mascota, intentan a toda costa que el perro se alimente sustituyendo en ocasiones la comida seca por algo más apetecible para evitar que pase hambre. Principalmente, se deben analizar los problemas en profundidad para determinar las causas que están influyendo. Esto se debe a que el perro no ha aprendido a no comerse el pienso y a esperar a que su dueño se apiade de él, y le de otro tipo de alimento más apetitosos para alimentarse. Por tanto, la conducta de no comer pienso, se considera un comportamiento aprendido en base a estímulos externos que refuerzan.

Entre las causas más comunes de que el perro no coma pienso se encuentra el cambio de dietaEntre las causas más comunes de que el perro no coma pienso se encuentra el cambio de dieta

Causas que provocan que el perro deje de comer

Existen muchas causas que pueden provocar que el animal haya dejado de comer pienso, pero antes deben analizarse los problemas relacionados con el entorno, la conducta o la dieta en sí, ya que será algo fundamental descartar cualquier enfermedad mediante una visita al veterinario. La anorexia es uno de los primeros signos clínicos de varias enfermedades, por lo que descartar la presencia de virus o bacterias es algo fundamental. Entre las causas más comunes se encuentra el cambio de dieta, porque si se ha cambiado el pienso que se le ofrece al perro, esto hace que no quiera comer. Hay que recordar que es fundamental cambiar el alimento progresivamente para evitar problemas saludables e incluso para favorecer una mejor adaptación al nuevo.

Por otra parte, cuando el pienso es de mala calidad, el rechazo del perro es radical. Muchos alimentos procesados para estos animales de mala calidad no contienen los nutrientes esenciales para su alimentación que necesitan o utilizan los ingredientes que no son indispensables para él. Hay que revisar la composición del pienso para perros para conocer si le ofreces productos en buen estado. Con respecto al aburrimiento, aunque no es algo frecuente, algunos caninos pueden aburrirse de comer siempre lo mismo. Esto está relacionado con la depresión y hará que el animal esté inapetente de forma general.

Algunos perros pueden aburrirse de comer siempre lo mismo, esto hará que el animal esté inapetenteAlgunos perros pueden aburrirse de comer siempre lo mismo, esto hará que el animal esté inapetente

En cuanto a la sobrealimentación, cuando se compran envases de cualquier pienso comercial debe aparecer de forma clara una tabla nutricional que indica, según el peso, la edad, y el nivel de actividad, la cantidad de pienso que se debe ofrecer al canino. Esto es algo importante, porque quizás hay personas que se exceden en la cantidad de alimentos, por lo que hay que revisar que las cantidades sean apropiadas.

Además, el hecho de introducir otros tipos de dieta que no sea pienso, hace que el animal rechace la alimentación y quiera ingerir comida más apetecible como dietas caseras, alimentos húmedos etc. Se debe tener en cuenta que existen plantas tóxicas para perros, como alimentos dañinos que estén presentes en el entorno, por lo que hay que acudir al veterinario para solventar el problema.

El hecho de mezclar pienso con caldo hará que la comida sea más apetitosa para el perroEl hecho de mezclar pienso con caldo hará que la comida sea más apetitosa para el perro

Pasos para introducir de nuevo el pienso

En primer lugar hay que eliminar complemente de su dieta comida húmeda, recetas caseras y alimentación humana. Se debe calcular la cantidad de comida diaria para el perro y dividirlo en dos tomas, estas se deben ofrecer tanto por la mañana como por la tarde, y siempre a las mismas horas. Es aconsejable servir su comida en un bol, y esperar quince minutos, en el caso de no se lo haya comido, se debe retirar. Ya por la tarde, hay que servir el alimento en el cacharro, y si sigue sin ingerirlo, hay que retirarlo. Al día siguiente se debe seguir el mismo procedimiento, porque el perro por hambre acabará comiendo.

Trucos extra para que el perro coma piensa

En el caso de que estos pasos no sirvan, se debe de poner en práctica trucos extras. Por ejemplo hay que mezclar el pienso con un poco de agua tibia, así el alimento estará más blando, ayudando al animal a hidratarse y será mucho más apetecible en las épocas de frío. El hecho de mezclar el pienso con caldo, hace que al sustituir el agua por caldo se ofrezca un extra de nutrición. Además, será más apetitosos para el perro. También hay que mantener una rutina proactiva porque cada perro tiene sus propias necesidades de ejercicio, por ello hay que dar paseos y actividades al aire libre que será fundamental para mantener su músculos.

Nunca se debe dar sobras al perro, ya que existen alimentos perjudiciales que ponen en riesgo su saludNunca se debe dar sobras al perro, ya que existen alimentos perjudiciales que ponen en riesgo su salud

Esto hace que el metabolismo este activo, y se proporcione un estilo de vida sano y adecuado. Nunca se debe abusar de los premios porque durante las sesiones de adiestramiento, a veces se exceden las recompensas, se recomienda dividir cada premio en dos, preparando snacks de verdura deshidratada. Incluso hay que pasar a reforzar el comportamiento de tu mascota con la voz y caricias. Por último no darle sobras, existen alimentos perjudiciales para los perros, por tanto el abuso de cereales, fruta, o lácteos no son beneficiosos para ellos.

Te puede interesar